Los Salesianos de Chile celebran el 130 aniversario de su llegada a Concepción

La ciudad donde fue fundada la primera obra salesiana en Chile un 6 de marzo de 1887, Concepción, ha celebrado las actividades por los 130 años que se cumplen de este hecho histórico que concreta la llegada de los hijos de Don Bosco al país sudamericano.

El inicio del año escolar en el colegio salesiano de Concepción, presidido por el Inspector en el país, Alberto Lorenzelli, fue el primero de los actos de celebración de la efemérides, en la que se invitó a toda la comunidad educativa a “sentir esta casa de Don Bosco como su segunda casa y su segunda familia”.

El Provincial destacó que la obra de Concepción “es la casa salesiana que Don Bosco soñó. Instó a un grupo de jóvenes y les pidió realizar ese sueño, quienes, atravesando la cordillera, se encontraron con viento, frío, dificultades, sacrificios y cansancio para llegar aquí”.

“Imaginen la alegría de Don Bosco al saber que ese sueño se realiza aquí con ustedes, con 2.000 niños y jóvenes. Nunca habría pensado que un sueño sería una profecía”

Padre Alberto Lorenzelli, inspector de los Salesianos en Chile.

Después de los tradicionales Buenos Días, el padre Alberto realizó, junto a alumnos, integrantes de la Familia Salesiana, de la Agrupación de Antiguos Alumnos y Cooperadores Salesianos, una ofrenda floral en el monumento del patrono de la Congregación que se encuentra en medio de la Plaza Don Bosco de la ciudad de Concepción.

El alcalde de Concepción, también presente en el acto, reconoció la misión salesiana en la ciudad tras 130 años de servicio: “Reconocemos la formación entregada a tantas familias, los valores y herramientas recibidas, apoyando con valores y ejemplo la invaluable tarea de transformación a la que la juventud está llamada para hacer un mejor mundo con sus acciones, pero también con sus testimonios”.

En el transcurso de las celebraciones, el padre Lorenzelli, junto al director y al rector del colegio, inauguraron oficialmente el Museo Bicentenario de esta obra salesiana.

DESEO APOYAR EL TRABAJO DE LOS MISIONEROS SALESIANOS