Más de 40 años de presencia salesiana entre minorías indígenas de Vietnam

Los Salesianos en Vietnam desarrollan una importantísima labor junto a los indígenas de la tribu K’Ho en la aldea de K’Long. Durante más de 40 años, y gracias a una relación basada en el respeto a sus costumbres y su forma de vida, los misioneros han conseguido aprender y enseñar mucho a distintas generaciones de la población K’Ho y tienen su reconocimiento y respeto por la ayuda educativa a los más jóvenes.

K’Long es una aldea situada a 20 kilómetros de Dalat, en la región sur de Vietnam. Los salesianos se establecieron en esta región, poblada principalmente por los indígenas de la tribu K’Ho, en 1975. Los Hijos de Don Bosco, que tenían una pequeña presencia entre la población local, con el paso de los años han desarrollado su actividad a través de un amplio e intenso trabajo social y agrícola, con cultivos de hortalizas, frutas y flores, y la promoción de la cultura K’Ho, la educación y la evangelización.

En la actualidad, en K’Long reside una sólida comunidad salesiana compuesta por nueve personas -ocho sacerdotes y un salesiano soadjutor- que tiene al padre Agustín Chan como director; los religiosos atienden tres parroquias, en K’Long, K’Ren y Dinh An; diversos talleres de artesanía donde producen y comercializan los productos típicos locales; y una casa de retiros que, con más de 70 habitaciones, puede albergar hasta 300 personas.

Los Salesianos han podido aprender mucho del estilo de vida de los K’Ho, muy sencilla y basada en la relación con la naturaleza.

Los Hijos de Don Bosco celebran las liturgias en su lengua, acogen a los jóvenes en sus internados y los forman y los hacen responsables para lograr que sean en el futuro dirigentes capacitados al servicio de su pueblo.

El grupo indígena K’Ho es sólo uno de los 54 grupos presentes en el país asiático, particularmente en la región central de Tay Nguyen. La mayor parte de la población K’Ho, que cuenta con cerca de 170.000 miembros, es de credo animista o cristiano, pero la labor de los Salesianos ha calado tanto entre sus jóvenes que a día de hoy ya hay tres salesianos profesos de etnia K’Ho.

DESEO APOYAR EL TRABAJO DE LOS MISIONEROS SALESIANOS