Cerrar aviso

EMERGENCIA MOZAMBIQUE. Más de 700.000 afectados por el Ciclón Idai.

Donar ahora

Hazte socio o Dona ahora

Puedes hacerte socio


Hazte socio

o bien realizar una donación puntual.


Donar ahora
7 agosto, 2019

Los inocentes menores ‘brujos’ de Sierra Leona

La brujería en África es una cosa muy seria. Tan seria que, mientras que en esta parte del mundo se mira con escepticismo lo de la magia blanca y negra, allí puede ser cuestión de vida o muerte para el acusado o acusada de serlo. Hace unas semanas, la de Freetown llevó a Don Bosco Fambul a Ibrahim, a Lamín, a Mohamed y a Marinet; todos acusados de asesinato por brujería…

La historia en África con estos menores siempre es muy sencilla aunque no sea fácil de entender. En este caso concreto, al parecer, cuando algunas personas murieron en el barrio por causas desconocidas, los familiares, los vecinos y un pastor evangélico señalaron con el dedo a los presuntos culpables: tres niños de 10 a 12 años y una pequeña de 8.

Los menores no entendieron nunca de qué ni por qué los acusaban, pero los dejaron 24 sin beber agua y 72 horas sin comer. Además, las marcas que presentaban en sus cuerpos eran fruto de los esfuerzos de los inquisidores para hacerles confesar que eran brujos.

Los pequeños, sin embargo, prefirieron ayunar y ser golpeados a confesar lo que no son y, por fortuna, hoy están a salvo en Don Bosco Fambul y no quieren volver al barrio ni con sus familias. Uno de ellos, Mohamed, pidió por carta al director, el misionero salesiano Jorge Crisafulli, que no los dejáramos ir a casa de nuevo “porque vamos a desaparecer, nos van a eliminar”.

Los Salesianos lo tienen claro: “Que no se preocupen, os quedaréis en Don Bosco Fambul el tiempo necesario porque aquí estáis seguros”.

Otra historia es la de Eustace. Tenía 13 cuando lo encontraron los salesianos en una estación de policía en Freetown. Les pidieron que se lo llevara porque lo acusaban de ser brujo. “Una sirvienta que trabajaba para la familia le ha pasado sus poderes”, dijeron.

Eustace lleva dos años en Don Bosco Fambul, vive en uno de los grupos-familia y va a la escuela secundaria. Es el primero de su clase y sus únicos poderes son la inteligencia, la locuacidad y la bondad. Hace unos días le confesó a un salesiano que si logra ir a la Universidad va a estudiar Derecho para defender a los niños sierraleoneses.

Colabora

Quiero colaborar con el trabajo que realiza Misiones Salesianas

50€
100€
150€
Otra cantidad